Teléfono

+34 934 02 70

Correo electrónico

[email protected]

Horario comercial

Lun - Vie: 7AM - 8PM

Si eres deportista, tienes sobrepeso o obesidad, seguramente has experimentado dolor en los talones en algún momento de tu vida. Este dolor puede ser causado por el espolón calcáneo, una protuberancia que se forma en el hueso del talón debido a la tracción y sobrecarga en los pies. ¡Pero no te preocupes! En este artículo te daremos toda la información que necesitas para entender y tratar esta lesión.

El espolón calcáneo, también conocido como 'deformidad de Haglund', es una lesión que provoca una inflamación en el punto de unión de los huesos del pie con los tendones. Por lo general, se manifiesta con síntomas como dolor agudo en la zona del talón de Aquiles y molestias al realizar esfuerzos en el tendón. Esta lesión suele ser más común en deportistas, pero también puede ser causada por otras razones como tener pie cavo o pie plano, posturas inadecuadas, uso de calzado inadecuado, posturas incorrectas al caminar, pasar mucho tiempo de pie o caminando.

Diagnóstico y tratamiento

Si experimentas dolor en los talones, es importante acudir al médico para obtener un diagnóstico preciso y determinar el tratamiento adecuado. En algunos casos, se puede requerir una radiografía para evaluar el impacto de la lesión. Además del tratamiento médico, existen ejercicios y remedios naturales que pueden ayudar a fortalecer los talones.

Ejercicios para fortalecer los talones

  • Ejercicio 1: Siéntate en una silla o en la cama y estira el pie hacia adelante, alineándolo con la pierna. Flexiona los dedos hacia abajo y luego llévalos hacia arriba. Repite este ejercicio 10 veces para disminuir la tensión y aliviar el dolor.

  • Ejercicio 2: La fisioterapia puede enseñarte ejercicios para estirar la fascia plantar y el tendón de Aquiles, así como fortalecer los músculos de la parte inferior de la pierna. Esto ayudará a estabilizar el tobillo y el talón.

Remedios naturales y consejos adicionales

  • Hielo: Aplica una bolsa de hielo envuelta en un paño sobre el área afectada durante 15 minutos para reducir la inflamación. Recuerda no aplicar el hielo directamente sobre la piel.

  • Calzado adecuado: Usa zapatos que brinden un buen soporte, especialmente si eres deportista. También puedes considerar el uso de plantillas para corregir defectos en los pies y amortiguar el arco durante el proceso de curación.

  • Soporte para los pies: Las cuñas y las taloneras pueden ayudar a aliviar los síntomas del espolón calcáneo.

Prevención del dolor de talón

Si quieres evitar el dolor en los talones y prevenir el espolón calcáneo, aquí tienes algunas recomendaciones del Ilustre Colegio Oficial de Podólogos de la Comunidad Valenciana:

  • Estira los gemelos diariamente con la rodilla totalmente extendida.
  • Mantén un peso saludable para evitar el sobrepeso.
  • Utiliza calzado adecuado que brinde buen soporte.
  • Cuida tus pies y disfruta de una vida activa sin molestias. [^1^]

Recuerda que es importante acudir al médico para obtener un diagnóstico preciso y un tratamiento adecuado. ¡No dejes que el dolor en los talones te detenga y sigue disfrutando de tus actividades favoritas!

[^1^]: Cuida tus pies y disfruta de una vida activa sin molestias

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *