Teléfono

+34 934 02 70

Correo electrónico

[email protected]

Horario comercial

Lun - Vie: 7AM - 8PM

La fascitis plantar es una de las causas más comunes de dolor de talón, y puede ser extremadamente incómoda. Si sientes un dolor agudo en la planta del pie, especialmente al levantarte por la mañana o después de estar mucho tiempo de pie, es posible que estés sufriendo de fascitis plantar. Pero no te preocupes, ¡tenemos la solución para ti!

La fascitis plantar es la inflamación del tejido elástico que atraviesa la planta del pie, conocido como fascia plantar. Esta inflamación causa un dolor agudo en la zona interna del talón y puede ser causada por diferentes factores, como una forma de pisar incorrecta, el uso de calzado inadecuado o la práctica de deporte sobre superficies duras.

¿Cómo saber si es fascitis plantar?

Si experimentas un dolor agudo en la zona interna del talón, especialmente al dar los primeros pasos al levantarte por la mañana, es probable que estés sufriendo de fascitis plantar. También puedes notar inflamación, enrojecimiento o sensibilidad en la parte inferior del talón. Si estos síntomas coinciden con los tuyos, es importante que consultes a un especialista para obtener un diagnóstico adecuado.

El mejor tratamiento para la fascitis plantar

Para tratar la fascitis plantar de manera efectiva, es importante abordar tanto el alivio del dolor como la reducción de la inflamación. Aquí te presentamos algunas recomendaciones:

  1. Estudio biomecánico y plantillas personalizadas: Un estudio biomecánico en una clínica podológica especializada puede ayudarte a descubrir el origen de la inflamación y corregir la forma de pisar incorrecta. Además, el uso de plantillas personalizadas puede reducir la tensión en la fascia plantar y proporcionar una mejor amortiguación al caminar o hacer deporte.

  2. Fisioterapia y ejercicios de estiramiento: Las sesiones de fisioterapia a manos de especialistas pueden ser muy beneficiosas para aliviar el dolor y promover la recuperación. Además, realizar ejercicios y estiramientos específicos para la fascia plantar puede ayudar a fortalecerla y prevenir futuras lesiones.

  3. Calzado adecuado: Utilizar calzado adecuado tanto en el día a día como durante la práctica de actividades físicas es fundamental. Asegúrate de elegir zapatos con buena amortiguación y sujeción, evitando los tacones altos.

  4. Reposo y frío local: Descansar y aplicar frío local en la zona afectada puede ayudar a reducir la inflamación y aliviar el dolor. Aplica hielo durante 20 minutos, dos veces al día.

  5. Cremas antiinflamatorias: El uso de cremas antiinflamatorias específicas para la fascitis plantar, como Voltadol Forte, puede ser de gran ayuda para reducir la inflamación y el dolor asociado. Masajea la zona afectada dos veces al día con esta crema para obtener alivio.

Recuerda que es importante consultar a un especialista para obtener un diagnóstico adecuado y un tratamiento personalizado. No dudes en buscar consejo en podólogos y fisioterapeutas para abordar tu caso de manera efectiva.

¡No dejes que la fascitis plantar te detenga! Con el tratamiento adecuado, podrás aliviar el dolor y disfrutar de una vida activa sin molestias. ¡Recupera la salud de tus pies y vuelve a caminar sin dolor!

Para obtener más información sobre la fascitis plantar y otros problemas relacionados con los pies, te recomendamos visitar Barcelona Quiropráctica.

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *