Teléfono

+34 934 02 70

Correo electrónico

[email protected]

Horario comercial

Lun - Vie: 7AM - 8PM

El dolor lumbar, también conocido como lumbalgia, es una molestia localizada en la parte baja de la espalda. Es el tipo de dolor de espalda más común, afectando al 70% de los casos. Puede ser agudo o crónico, persistiendo durante más de 3 meses o presentándose de forma recurrente.

¿Por qué tengo dolor crónico lumbar?

El dolor lumbar puede ser causado por diversos factores, como la degeneración de los discos intervertebrales, la artrosis de las articulaciones facetarias o sacroiliacas, sobrecargas o distensiones musculares, procesos inflamatorios como la artritis, o la compresión de las estructuras nerviosas del canal medular.

Causas del dolor lumbar

Una causa frecuente del dolor lumbar es la contractura de la musculatura lumbar debido a posturas forzadas relacionadas con el trabajo, el estrés, actividades deportivas o sobreesfuerzos. Esto suele causar un dolor moderado y mecánico que se resuelve espontáneamente o con rehabilitación en poco tiempo.

En casos más graves, el dolor intenso y punzante que se irradia hacia las piernas o brazos puede ser causado por la compresión de una raíz nerviosa, generalmente debido a una hernia o protrusión discal.

Síntomas del dolor lumbar

Los síntomas del dolor lumbar pueden variar según la causa subyacente, pero algunos de los más comunes incluyen:

  • Dolor en la parte baja de la espalda.
  • Dolor en un lado específico de la espalda.
  • Dolor que se extiende hacia las caderas.
  • Dolor que se extiende hasta la pelvis y causa problemas urinarios o sexuales.
  • Dolor que dificulta el movimiento o sentarse.

Es importante buscar tratamiento para el dolor lumbar, ya que puede afectar la calidad de vida y la capacidad para realizar actividades diarias.

Tratamientos para el dolor lumbar

El tratamiento para el dolor lumbar busca reducir el nivel de dolor y mejorar la calidad de vida del paciente. Puede incluir rehabilitación de la musculatura lumbar, infiltraciones o bloqueos de la espalda, radiofrecuencia o rizólisis de las articulaciones facetarias, tratamiento descompresivo de hernias discales, medicina regenerativa, entre otros.

La medicina regenerativa, como el plasma rico en factores de crecimiento, puede ser una opción efectiva para frenar el desgaste de los elementos de la espalda y favorecer la restauración de los tejidos y articulaciones.

Dolor lumbar crónico

El dolor lumbar crónico se refiere al dolor que dura más de 3 meses y puede ser constante o intermitente. Puede afectar la capacidad de una persona para realizar actividades diarias y puede llevar a trastornos del sueño, fatiga, ansiedad y depresión.

Es importante buscar tratamiento para el dolor lumbar crónico, que puede incluir fisioterapia, medicación, ejercicios específicos e incluso cirugía en casos graves.

Dolor lumbar durante el embarazo y la menopausia

El dolor lumbar es común en las mujeres durante el embarazo, la menstruación y la menopausia. Durante el embarazo, el aumento de peso y los cambios hormonales pueden aumentar la tensión en la columna y la espalda baja. Durante la menstruación, los cambios hormonales pueden causar inflamación y sensibilidad en la espalda. Y durante la menopausia, los cambios hormonales pueden causar dolor debido a la reducción de la densidad ósea y la flexibilidad del tejido de la espalda.

Es importante trabajar con un profesional de la salud para determinar la causa subyacente y encontrar un plan de tratamiento adecuado en estas etapas del ciclo de vida de una mujer.

¿Cuándo acudir al médico si tengo dolor lumbar?

Si experimentas dolor lumbar crónico durante más de 3 meses, es recomendable acudir a una Unidad del Dolor para realizar un estudio completo del caso. Un tratamiento precoz puede evitar el avance de la enfermedad y prevenir que el dolor lumbar se vuelva crónico.

Recuerda que el objetivo final del tratamiento es reducir el nivel de dolor y mejorar tu calidad de vida. No esperes más, ¡busca ayuda profesional y deshazte del dolor lumbar de una vez por todas!

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *