Teléfono

+34 934 02 70

Correo electrónico

[email protected]

Horario comercial

Lun - Vie: 7AM - 8PM

Seguro que alguna vez has sentido esa "punzada" en la parte baja de la espalda a causa de esfuerzos excesivos, al sedentarismo o a las malas posturas. Pero, ¿sabías que el dolor lumbar puede ser más que una simple molestia? Según la Sociedad Española de Reumatología (SER), el 80% de los españoles padecerá lumbalgia en algún momento de su vida, sobre todo las mujeres. Es por eso que es fundamental prestar atención a este problema y buscar soluciones para aliviar el dolor y evitar que se repita o se cronifique.

Causas comunes de dolor lumbar

Existen diversas causas que pueden desencadenar el dolor de espalda, desde una distensión muscular hasta enfermedades más graves como un tumor o el síndrome de la cola de caballo. Es importante tener en cuenta que toda lumbalgia que dura más de 3 semanas y que solo mejora parcialmente (o incluso nada) tras la toma de analgésicos debe consultarse con el médico para un estudio más profundo.

Distensión muscular

Una de las causas más comunes de dolor lumbar es la distensión muscular. Esta ocurre cuando al levantar algo pesado o realizar un movimiento brusco, se produce un estiramiento de los músculos o ligamentos, provocando desgarros microscópicos. Aunque no es preocupante, ya que suelen curarse por sí solas con reposo, aplicación de hielo o calor, estiramientos leves y ejercicios para la zona lumbar.

Ciática

Si el dolor se extiende hasta las piernas o incluso hasta el pie, es probable que la causa sea una hernia discal. Esta ocurre cuando los discos entre las vértebras pierden elasticidad y comprimen el nervio ciático. Además del dolor agudo en la nalga y la pierna, también puede haber hormigueo y falta de fuerza en la pierna afectada. Las crisis de ciática suelen perdurar más de 3 semanas y en casos extremos se contempla la cirugía como opción de tratamiento.

Espondilolistesis

Este trastorno se manifiesta con un mayor dolor al caminar, ya que una vértebra se desplaza sobre otra, causando inestabilidad en la espalda o compresión de una raíz nerviosa. Aunque suele ocurrir en la niñez, no suele causar molestias hasta la edad adulta. En casos en los que la vértebra desplazada dañe las raíces nerviosas, puede ser necesaria una intervención quirúrgica.

Artrosis lumbar

La artrosis lumbar se produce cuando los discos intervertebrales lumbares se desgastan, causando inflamación e inestabilidad en la parte baja de la espalda. Esto provoca dolores, espasmos musculares e incluso ciática en algunos casos. Los síntomas de la artrosis lumbar se alivian con cambios de posición frecuentes, fármacos y ejercicio. En casos de artrosis avanzada, puede ser necesario recurrir a la cirugía.

¿Cuándo debemos preocuparnos?

Si bien la mayoría de los casos de dolor lumbar tienen solución con cambios de hábitos y tratamiento adecuado, existen situaciones en las que es importante estar alerta. Algunas enfermedades graves, como el síndrome de la cola de caballo, infecciones vertebrales, tumores o problemas renales, pueden manifestarse con dolor lumbar. Si experimentas síntomas como falta de control de la micción, fiebre, pérdida de peso inexplicada o dolor que no cesa, es fundamental consultar a un médico para un diagnóstico preciso y un tratamiento adecuado.

Cuida tu espalda, disfruta de una vida sin dolor

Recuerda que la prevención es fundamental para mantener una espalda sana. Mantén una buena postura, evita levantar objetos pesados de forma incorrecta y realiza ejercicios específicos para fortalecer la zona lumbar. Si ya sufres de dolor de espalda, no dudes en buscar ayuda médica y seguir las indicaciones de un profesional. ¡Dile adiós al dolor de espalda y disfruta de una vida sin molestias!

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *