Teléfono

+34 934 02 70

Correo electrónico

[email protected]

Horario comercial

Lun - Vie: 7AM - 8PM

¿Alguna vez te has preguntado cuáles son las partes de tu cuerpo más sensibles al dolor? ¿Te gustaría saber qué zonas son las más propensas a sufrir golpes y sentir un dolor intenso? ¡Sigue leyendo y descúbrelo!

Según los expertos, los problemas de espalda son una de las principales causas de dolor en el cuerpo. Esto se debe a factores como el paso del tiempo, la artrosis, la vida sedentaria y el trabajo repetitivo. Especialmente, la zona lumbar es la más afectada. ¡De hecho, ocho de cada diez consultas por dolor están relacionadas con la espalda!

El dolor de espalda puede llegar a ser tan intenso que puede llegar a ser crónico, lo que representa el 80% del gasto sanitario en cualquier país. Por eso, los médicos recomiendan no solo medicamentos, sino también hacer ejercicio y disfrutar de la vida para liberar endorfinas, un analgésico natural.

Las zonas más sensibles a los golpes

Cuando recibimos un golpe, las zonas más sensibles y desprotegidas suelen ser aquellas en las que no hay musculatura o que concentran más terminaciones nerviosas. Por ejemplo, la parte posterior del codo, que al ser una zona con poco músculo y grasa, el nervio sensible al dolor se activa rápidamente.

Además, la espinilla, la rodilla, el coxis e incluso una mordedura en la lengua son puntos sensibles que nos hacen pasar un mal rato. ¡Incluso los extremos de los dedos son muy sensibles al dolor, ya que están llenos de terminaciones nerviosas!

Patologías dolorosas

Existen algunas patologías que son objetivamente muy dolorosas. Por ejemplo, la úlcera corneal es una de las que provoca más dolor, ya que la córnea, al ser la estructura más expuesta del ojo, concentra muchas terminaciones nerviosas sensoriales. Otro ejemplo es la neuralgia del trigémino, un dolor terrible que afecta el nervio facial y que es considerado uno de los peores dolores que puede sufrir un ser humano.

El cuero cabelludo también puede doler

A veces, podemos sentir que nos duele el pelo, pero en realidad es el cuero cabelludo el que está afectado. Esta zona del cuerpo está repleta de terminaciones nerviosas, que se encuentran en la raíz de los folículos pilosos. Por eso, a veces podemos sentir molestias si nos cepillamos el cabello en una dirección contraria al crecimiento.

¡Ya lo sabes! Ahora conoces las zonas más sensibles y dolorosas de tu cuerpo. Recuerda cuidarlas y protegerlas para evitar dolores innecesarios. Y sobre todo, ¡disfruta de la vida y sé feliz para liberar endorfinas y aliviar el dolor de forma natural!

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *